Dibetes e Hipertensión

 

No se puede hablar de diabetes sin entender bien como funciona el metabolismo de la glucosa.
La glucosa constituye uno de los principales combustibles para que las células de nuestro organismo funcionen. Esta azúcar de nombre glucosa proviene inicialmente de los alimentos. De esta forma tras la ingesta alimenticia el azúcar de los alimentos pasa de la boca al tracto digestivo (estómago intestino) de donde sigue su camino hacia el hígado y finalmente a la circulación sanguínea general.
De este punto las diferentes células del organismo la toman para satisfacer sus necesidades.
Hablando de diabetes, existe el organismo una sustancia que tiene un papel fundamental en hacer que esta azúcar ó glucosa haga bien sus funciones, me refiero en este punto a la Insulina.
La insulina es una sustancia que se produce en un órganos dentro de la cavidad abdominal denominado páncreas.
La acción principal de la insulina es el facilitar que la azúcar ó glucosa que se encuentra circulando en la sangre, pueda ingresar a las diferentes células. Esto es como si cada célula tuviera una compuerta con un cerrojo y la insulina es la llave que abre esta chapa ó cerrojo.
En la diabetes, se definen diferentes trastornos en esta vías que tienen como resultado que la glucosa se acumule en la sangre, sin que la misma queda entrar a las células. Estos son algunos de los mecanismo causales:
1-. El páncreas no produce una cantidad adecuada de insulina
Al no existir según el ejemplo de los cerrojos; llaves suficientes, muchas de estas puerta no logran abrirse.
2-. El páncreas produce insulina de mala calidad.
Según el ejemplo previo, hay una cantidad de llaves suficientes, pero estas no tienen la combinación que se requiere para abrir la compuertas.
3-.Existe un mecanismo de resistencia:
Tan pronto se producen estas llaves, existen múltiples factores las hacen quedar atoradas en el camino sin que sea posible llegar a su destino final.
4-. Resistencia periférica:
La producción de insulina es adecuada, y esta llega de forma satisfactoria a la células sin embargo estas tienen un defecto en el cerrojo y la insulina no lograr abrirla.

Por uno ù otro de los mecanismo causales descritos, el resultado final es que la glucosa o logra ingresar a las células, a raíz de esto se presentan los siguientes cambios:
1-. A las células les hace falta azúcar, y envían un mensaje al cerebro solicitando la producción de esta sea mayor. El cerebro no entiende bien que es lo que esta pasando, pero si las células requieren de mas azúcar, este simplemente incrementa la producción.
2-. Por mas azúcar que existe circulando en la sangre, esta al no entrar a las células simplemente se acumula, por ello las lecturas de glucosa en los pacientes suelen ser tan elevadas.
3-. Tener niveles altos de azúcar en la sangre de forma constante, trae varias complicaciones:
a-. Si la glucosa rebasa los 180 mg/dl. Esta empieza a dañar entre otros a los sistemas de filtración y permeabilidad de los riñones. Los pacientes como reflejo de que los riñones están ya lastimados, eliminan azúcar por la orina. De echo hace muchos años el diagnóstico de la diabetes se realizaba por alguien que probaba y cataba la orina. Cuando esta se encontraba dulce, era dato altamente indicativo de diabetes.
Que salga azúcar por la orina tienen diferentes implicaciones adversas al organismo
1-. La lesión que se da a nivel de los riñones.
2-. El hecho de salga azúcar, va acompañado con la eliminación de otros componentes de la sangre que en este caso se adhieren a la azúcar como son proteínas electrolitos, etc.
Muchos pacientes diabéticos que tienen diferentes grados de desnutrición, entre los mecanismo causales implicados esta la perdida de proteínas por esta vía.
3-. La azúcar o glucosa, así como alimenta a las células del organismo, constituye también un alimento fundamental para muchas bacterias. Cuando la orina tiene niveles altos de glucosa, esta es permisible al implante y desarrollo de bacterias en una zona que para ellas se podría definir como de “confort” Al paciente ello representa un situación de riesgo ya que estas infecciones urinarias en ocasiones son muy serias y requieren incluso de manejo intra-hospitalario.
4-. La glucosa elevada en sangre, entorpece a las defensas del organismo, esto es el sistema inmunológico se debilita. Ello favorece también al desarrollo de infecciones.
5-. Tanto la glucosa como la insulina tienen participación en varios procesos que se lleva a cabo el organismo:
-. Intervienen en la regulación del colesterol y triglicéridos. Un paciente diabético tiene una mayor predisposición a acumular colesterol en las arterias. Si este colesterol obstruye el flujo de sangre, la respuesta entro otros puede ser un infarto si la que se ocluye es una de las arterias coronarias o bien la falta de riego sanguíneo el algún dedo ó extremidad que condiciona en esta deterioro que puede llevar al paciente incluso a la necesidad de amputación
6-.Muchos pacientes diabéticos desarrollan también trastornos de la sensibilidad. Los nervios en le organismo son como especie de cable eléctricos en los cuales la parte interna el propiamente como el cobre que conduce los estímulos ú ondas eléctricas y estos tienen una capa que los cubre alrededor la cual se denomina mielina es como el plástico que cubre a los cables eléctricos. Cuando los niveles de azúcar están incrementados esta cubierta paulatinamente se deshace. La parte interna de estos cable o nervios en consecuencia hace tanto una especia de cortocicuito como deja de conducir estímulos. En consecuencia la sensibilidad se altera. Estas personas pueden desde cursar con dolor intensos en extremidades conocidos como neuropáticos ó tener pérdida de la sensibilidad.
7-. Trastornos visuales: Cuando de forma aguda cambian los niveles de azúcar el cuerpo, el ojo humano experimenta dificultades para enfocar. Es un error incluso hacer lentes ó cambiar graduación de los mismo cuando el azúcar esta elevada. Ya que al corregirse el problema de la azúcar, el enfoque visual deberá regresar a lo normal.
Cuando el incremento de glucosa es constante ó crónico tanto pequeños vasos sanguíneos como terminaciones nerviosas diminutas del ojo pueden sufrir implicaciones que en este caso provoquen pérdida visual irreversible, lo que se denomina Retinopatía Diabética. La diabetes descontrolada, favorece también la presentación de catarata temprana entre otros.